);

El Banco de Desarrollo de América Latina (CAF) presentó un informe que comprueba la alta incidencia que tiene la corrupción en el desarrollo económico de Paraguay y demás países Latinoamericanos. Además, alertaron por la necesidad de atender urgentes demandas sociales.

En el marco de la presentación del reporte de economía y desarrollo de la CAF, presentado en Quito – Ecuador- la semana pasada, el Presidente dicho organismo, Luis Carranza, aseguró que las principales trabas económicas de Paraguay son consecuencia de la corrupción.

“A lo largo de la historia de América Latina se han visto tensiones entre esos sistemas. En CAF creemos que son claves para lograr el desarrollo, la gobernanza, la integridad y transparencia”, dijo Carranza.

Además, en el informe presentado, resalta que la corrupción es un fenómeno muy difícil de cuantificar, pero “hay evidencias de que reduce la capacidad del Estado para proveer bienes y servicios públicos de calidad y al mismo tiempo, compromete la productividad y el crecimiento de las economías al distorsionar la asignación de recursos”.

En comparación a los diferentes países de América Latina, Paraguay se ubica al mismo nivel de Bolivia y Honduras.

En el reporte presentado, se remarca que para combatir la corrupción se requieren reformas en la justicia e inversiones para mejorar la transparencia en la función pública.

Ya, en el año 2016, el FMI había presentado un documento donde se cuantificó cuánto dinero se pierde por corrupción a nivel mundia: se calculó que entre 1,5 y 2 billones de dólares se pierden en sobornos.

Así mismo, empresarios encuestados de la Enterprise Surveys del Banco Mundial consideran que empresas similares a la suya pagan sobornos para asegurar contratos públicos.

El reporte de la CAF, que se presentará en Asunción el próximo 19 de noviembre. En el mismo se  proponen diez claves  para promover la integridad en políticas públicas y combatir la corrupción.