);

Tres ganaderos pretenden desalojar de sus tierras a la comunidad Loma, en Infante Rivarola. El Indert sentó postura a favor de los guaraní ñandéva y rechazó el pedido de los ganaderos.

La comunidad Loma es víctima del atropello de 3 ganaderos que montaron sus establecimientos dentro de tierras indígenas. Se trata de 30 familias que viven de la huerta de subsistencia, tienen animales de corral y se dedican a trabajos temporales en establecimientos ganaderos de la zona