Los detenidos e imputador por el asesinato al fiscal Marcelo Pecci, dijeron que recibieron órdenes del grupo criminal brasileño denominado Primer Comando de la Capital (PCC).

Desde varios medios de comunicación de Colombia informaron que cuatro de los cinco detenidos e imputados por el asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci, además de asumir y aceptar todos los cargos que la Fiscalía impuso sobre ellos, apuntaron que las órdenes provinieron del grupo criminal Primer Comando de la Capital (PCC)

A días de cumplirse un mes del atentado a Pecci en las playas de Barú (Cartagena, Colombia); donde el funcionario paraguayo pasaba la luna de miel junto a su esposa, quien está embarazada; y fue interceptado y baleado por sicarios; se identificó y capturó a los presuntos responsables. Identificados como: Cristian Camilo Monsalve, Eiverson Zabaleta, Marisol Londoño Bedoya y Wendre Still Scott.

El “cerebro” del crimen, llamado Francisco Luis Correa, fue el unico que no acepto los cargos y dijo no tener relación con el caso; aunque se informó que él mismo ya tenía antecedentes policiales de similar condición.

PCC, está detrás:

Wendel Scott Carrillo,uno de los implicados, habría señalado a las autoridades que el PCC fue el que dio la orden para asesinar al fiscal Pecci, quien era delegado de la Unidad Contra el Crimen Organizado del Ministerio Público de Paraguay y titular de la Unidad Contra el Narcotráfico.

Imputados con derecho a rebajar penas: El periodista colombiano Felipe Quintero, explicó que los cuatros imputados, al aceptar los cargos, ya no tendrían juicio oral, sino más bien tendrían acceso a rebajas de penas. “Ellos van a una audiencia de sentencia, condena y pena. Con ello ya se acaba el proceso judicial”. Además, informó que la Fiscalía de Colombia está solicitando prisión para todos ellos, debido a la gravedad de los hechos que se le imputan.

 

La figura jurídica (colombiana) que reduce hasta 50 % la pena a los que se declaran culpables en un crimen o delito, es la que ahora está acelerando el flujo de confesiones de los implicados en el asesinato del fiscal Marcelo Pecci.