);

Se conoció la factura de compra G. 26 millones del ministro Arnoldo Wiens de 48 ter­mos de la lujosa marca Stan­ley para complacer a sus cola­boradores.

El hecho causó indignación en la ciudadanía que vio el asunto como una bofetada en la cara por la cri­sis generalizada en el marco a causa de la pandemia por el covid-19.

Si bien el ministro Wiens salió a aclarar que la compra se había realizado con su propio dinero, la gente no se lo tomó nada bien de todas maneras. “Se trata de un obsequio de fin de año para mis colabo­radores en reconocimiento al gran esfuerzo realizado durante todo el año que vis­tieron la camiseta del MOPC y por supuesto lo aboné con mis recursos”, expresó en su cuenta de Twitter.

El sueldo del ministro es de G. 24.851.200 en total, por lo tanto, habría gastado más de lo que gana en un mes. Cada termo adquirido por Wiens de la marca Stanley de 1 litro costó G. 385 mil; asimismo, por las guampas se pagó G. 144 mil, por la personaliza­ción del logo y el nombre, G. 30 mil y G. 20 mil, respecti­vamente, y por último se pagó un envío de G. 20 mil.

Factura de la compra de los 48 termos de la marca Stanley por G. 26,4 millones.
Factura de la compra de los 48 termos de la marca Stanley por G. 26,4 millones.

También hay que destacar que saltaron las compras de otros termos para funcio­narios de otras institucio­nes públicas, como la Policía Nacional y el Comando Logís­tico de las Fuerzas Arma­das. Ante esto el dueño de la empresa proveedora tam­bién salió a explicar que todos los pedidos eran de personas particulares.

“Nosotros lo que hacemos es vender el artículo y el ser­vicio de personalización del mismo. Las compras que se hicieron para diferentes ins­tituciones fueron todas com­pras particulares. No tene­mos ninguna relación con ninguna institución pública, ni hemos participado de nin­guna licitación ni nada por el estilo”, expresó Ignacio Bonino, propietario de Mate Charrúa, empresa donde se realizaron los pedidos de los termos Stanley.

En redes sociales igual­mente de dio a conocer un termo de la marca Stanley personalizado para el presi­dente de la República, Mario Abdo Benítez, con el escudo de Paraguay. Bonino reveló que también se trató de un pedido particular. “Fue un presente, tengo entendido, no recuerdo quién fue, pero fue en el 2020”, expresó Bonino.

LUJOSOS REGALOS

Asimismo, como se men­cionó, además del MOPC, instituciones como la Policía Nacional también tienen ter­mos con su logotipo. Al res­pecto, la encargada de Rela­ciones Públicas de la Policía, Cria. María Andrada, explicó que se trató de una compra de parte de los alumnos de la carrera policial para los seis instructores, encargados de la capacitación de la ley orgá­nica de la institución.

Este medio solicitó la factura de esta compra al Sr. Igna­cio Bonino, quien se excusó diciendo que no la tenía a mano y debía buscarla. En esta línea, otro dato lla­mativo es que la factura de la compra de los 48 termos Stanley se realizó el día 30 de diciembre del 2020, solo 9 días después de la vigencia de la factura que empezó el 21 de diciembre, es decir que se usaron más de 200 facturas entre estos días que incluía el feriado de Navidad.

PARIENTE DE PRIVILEGIADA

Bonino, de nacionalidad uru­guaya, es pariente de Viviana Bonino, anterior asesora de la ministra de Trabajo Carla Bacigalupo. Bonino había sido nombrada de forma irregular como directora de Familia Profesional, Imagen y Comunicación del Servicio Nacional de Promoción Pro­fesional (SNPP), con un sala­rio mensual de G. 15 millones.

A pesar de que la ley esta­blecía claramente que los extranjeros solo podían ser contratados por tiempo limi­tado y para labores especí­ficas, la misma fue nom­brada y ocupó un cargo de confianza. La uruguaya que ocupó el cargo en el SNPP incluso siguió cobrando su sueldo cuando las clases habían sido interrumpidas por la pandemia.