);

El ministro del MOPC deberá presentar documentación y detalles sobre la polémica pasarela peatonal de la autopista Ñu Guasu. El informe fue pedido por la Comisión Permanente del Congreso.

En el día de ayer, la Comisión Permanente del Congreso aprobó el pedido de informes al MOPC para que detalle sobre  la “Pasarela de la Cultura” que costó más de 2 millones de dólares.

Quienes presentaron el pedido de informe fueron los diputados del Partido Patria Querida. Además, pidieron una auditoría especial a la Contraloría General.

Así mismo, desde el PEN, anunciaron que también pedirán informes al MOPC  por esta inversión. “Vamos a pedir un informe, que es lo que corresponde. Es gravísimo lo que está pasando y ojalá que este nuevo pape­lón no opaque lo de PDVSA y Petropar”, dijo Kattya González en entrevista radial, y agregó que se trata de un nuevo papelón del gobierno de Mario Abdo, sumado al caso de P^DVSA y Texos Oil. “Acá debe llamar­nos la atención el costo, con los sobrecostos es donde esta cla­que mete la mano en la lata. Me llama la atención y vamos a ocuparnos del tema”, dijo la diputada del Encuentro Nacional.

Pasarela de oro

El puente, ubicado sobre la autopista Ñu Guasu, conecta al Comité Olímpico Paraguayo con el parque Ñu Guasu y fue adjudicada a la empresa Engineering SA – la cual ya lleva ganada más de 50 licitaciones con este Gobierno -. Sobre este punto, también se piden explicaciones: “Esta contratación fue llevada a cabo en el año 2019 por un costo de G. 12.437.500.000, pero no informaron a la ciudadanía que el costo fue ampliado dos veces: la primera vez el 30 de setiembre del año pasado por G. 1.004.437.796, y otra ampliación fue el 28 de diciembre por G. 679.487.814, sumando el total de la obra en G. 14.121.425.610”, dice el documento.

Informe:

Wiens deberá  presentar documentación sobre el pliego de bases y condiciones, ofertas, costo, adendas, pormenores técnicos, pagos, entre otros.

Vale la pena recordar que día atrás el ministro del MOPC fue cuestionado por la compra de costos termos Stanley – los cuales regaló a sus allegados-. Si bien se justificó diciendo que lo compró con dinero “de su bolsillo”, lo cierto es que el valor supera lo que – supuestamente – gana el funcionario mensualmente.

Ahora: el ministro del MOPC se encuentra en el centro de escena por irregularidades y despilfarro.