);

A pesar de las acusaciones que recayeron en su nombre; el ex Jefe de Gabinete no quiere perder poder. Tras reunión que mantuvo con el Primer Mandatario; negó haber acomodado licitaciones y aseguró que está disponible para seguir acompañado a esta gestión de Gobierno. Además, confesó que fue el Jefe de Estado quien le pidió que renuncie.

El ex jefe de Gabinete de la Presidencia de la República, Julio Ullón, se reunió ayer con el presidente Mario Abdo Benítez en Palacio de López, y tras el encuentro habló de su salida. Mencionó que se puso a disposición de la verificación que está realizando Contrataciones Públicas a un proceso de licitación adjudicada por la ANDE, a una empresa al que está ligada y que precisamente fue el motivo principal por el cuál fue forzado a dejar el cargo en el Palacio.Luego de que se hiciera pública la cuestionada licitación por la suma de G.145 mil millones que quedó suspendida tras las denuncias contra el Consorcio T&I SA en el que Ullón fue accionista, ahora el ex mano derecha de Abdo Benítez está a la espera de que una vez se tengan resultados de la investigación, Marito cuente con él para ocupar un puesto en la Secretaría Técnica de Planificación (STP) o en el Instituto Nacional de Tecnología y Normalización (INTN).

“Primeramente hablamos (con el presidente) que debemos cerrar ese proceso de investigación que actualmente se está llevando a cabo en Contrataciones Públicas, para despejar cualquier tipo de duda sobre mi gestión y, tras finalizar ese proceso investigativo el presidente va a evaluar si vuelvo o no vuelvo a la administración pública”, dijo.

En referencia a que si fue él o directamente el presidente quien habló de un cargo en el STP, refirió que está a cargo del presidente “decidir si mi perfil cumple los requisitos para ese cargo”, señaló.

La salida de Ullón de la Jefatura de Gabinete de este gobierno causó revuelo la semana pasada. No obstante, el ex ministro afirma que eso se venía conversando en reuniones palaciegas.

“Al presidente le había hablado de la necesidad de descomprimir la situación política que se da con ciertos actores políticos con quiénes he tenido confrontaciones a lo largo de mi carrera política y que ahora ocupan una banca en Senado. Otro tema es mi fuerte participación política, pues nunca he dejado mi militancia en este cargo lo cual le generaba conflictos (a Abdo) en su administración”, remarcó.