);

Desde el 2013 hasta el 2018, el Ministerio de Salud Pública (MSPBS) realizó 47 pagos a la empresa M&T S.A. por la nueva sede del Instituto Nacional de Alimentación y Nutrición (INAN). En total pagó US$ 1.641.920 por una obra que está inconclusa desde 2014 y, totalmente abandonada, es rapiñada frecuentemente. Por el edificio, que ya constituye un “elefante blanco”, en la sede ministerial nadie da la cara. La megaobra, futura sede del INAN, está abandonada, rodeada de malezas y habitada por extraños.

La empresa M&T S.A, representada por Julio Mendoza Jampey, fue adjudicada para la construcción del edificio, según consta en la Dirección General de Contrataciones Pública (DGCP), por ₲ 17.100.170.990

La obra debía culminar en el 2016, empero, está abandonada desde hace mucho tiempo y parte de la infraestructura está “adornada” de malezas, mucha mugre, e incluso fue rapiñada. Habitualmente el lugar sirve además como aguantadero de maleantes y consumidores de estupefacientes.

Consultados sobre el tema, en la cartera sanitaria aseguraron que la obra paró por incumplimiento de contrato y que el mismo está en litigio. Sin embargo, nadie dio oficialmente la cara para explicar en qué situación se encuentra la demanda.