);
En la reunión de la Comisión de Hacienda del Senado la llanista Zulma Gómez planteó a sus colegas la interpelación del ministro de Salud.

Considera que no importa que existan votos o no para la censura, sino que vaya como un mensaje político.

Cuestiona la falta de insumos y medicamentos, así como la vuelta a clases en momentos de riesgo.

“Por qué el ministro de Salud está permitiendo las clases presenciales cuando todas las terapias están llenas”, cuestionó la senadora.

“Amerita como bancada que comencemos a hablar de una interpelación al ministro. Bajo oficialmente para que los colegas puedan ir hablando. Debemos ser mucho más fuertes”, manifestó.

“La ciudadanía espera. No puedo escribir nada sobre salud. La gente me dice: qué lo que hacen, igual que nosotros se plaguean en las redes”, comentó durante la reunión.

Fue citando a los senadores que estaban presentes para que tengan en cuenta su sugerencia, Fernando Lugo, Hermelinda Alvarenga, Tony Apuril, Juan Darío Monges, Javier Zacarías y Martín Arévalo.

“No solamente por la cuestión electoral. Ahora salimos a las calles, nos exponemos. La gente nos pregunta qué hacen. Ndaipóri pohã (no hay medicamentos)”, refirió.

“No sé si vale la pena escuchar al ministro. Deberíamos presentar una interpelación en la brevedad posible”, insistió Zulma.

La titular de la Comisión, Esperanza Martínez, dijo que trataría de confirmar con Mazzoleni si participaría de una reunión hoy y si no se tendría que ver otra posible fecha.

Alegó que lo que se precisan son soluciones, y que por más que haya votos para la censura “el presidente jamás ha hecho caso”, dijo por Marito.

‘Todos los interpelados, todos los muertos gozan de buena salud. Puede servir de posición política, pero la solución es reorientar los bonos soberanos para obras para pago de deuda en salud”, dijo.

“Tenemos que enviar un mensaje político de que si censuramos que no tenemos vacunas, estamos desabastecidos, terapias llenas y no ha bajado posición sobre clases presenciales”, remarcó.