);

Jorge Fernández, el hombre al que el Gobierno presentó como titular y CEO de la empresa Lamborghini en América Latina, resultó ser un impostor que nada tiene que ver con la marca, que además lo demandó en EEUU e Italia. La ministra de Industria, Liz Cramer, asume el error.

Este lunes Fernández fue recibido por el propio mandatario Mario Abdo Benítez y la ministra de Industria, Liz Cramer en Palacio de López. En su cuenta de Twitter Abdo publicó una fotografía con el demandado y escribió: “Un gusto recibir la visita de Jorge Fernández, Presidente y CEO de la Empresa Lamborghini en América Latina, quien está explorando el mercado paraguayo con miras a la Investigación y Desarrollo para la industria de automóviles eléctricos”.

Al respecto, la ministra Cramer se mostró notoriamente sorprendida al enterarse de que Lamborghini no tiene ninguna relación comercial con Fernández ni con ninguna entidad establecida en Latinoamérica. Además, la marca demandó a Fernández en los Estados Unidos e Italia.

“Asumo la responsabilidad en el sentido de la descomunicación, voy a tomar los recaudos para evitar ahondar en cuestiones que tienen que ver con la marca, asumo la responsabilidad lo que implique y tomaré los recaudos con el Gabinete de Presidencia”, expresó Cramer en entrevista radial.

El papelón fue reflejado en medios y redes sociales mediante burlas y memes.