);

Mañana arranca el calendario de vencimiento del impuesto a la renta personal (IRP). Casi 15.000 contribuyentes deberán abonarlo.

La Subsecretaría de Estado de Tributación (SET) informó que este grupo de aportantes representa el 10% de los 147.800 registrados en el régimen de renta personal y aclaró que los que no puedan hacer su pago vía web mañana, ya que el sábado es un día inhábil, las liquidaciones podrán hacerse de forma excepcional el lunes en las oficinas de la institución.

En lo que va del año, la Administración Tributaria ya recaudó unos G. 15.293 millones (USD 2,4 millones) por el pago que hicieron casi 6.000 aportantes del IRP.

CAÍDA. Luego de las fallas en el Marangatu, reportadas por gremios contables entre la noche del martes y la mañana del miércoles, en la víspera ya no se registraron inconvenientes en el sistema.

El informe facilitado por la SET indica que solo en las últimas horas se han realizado sin demoras unos 88.000 procedimientos en esta herramienta web, como cargas de liquidaciones del IRP, libro de ingresos y gastos, retenciones y rectificaciones, entre otros.

Tras esta nueva caída, los contadores habían insistido ante Tributación para postergar los vencimientos para el pago del IRP y del impuesto a la renta del pequeño contribuyente (IRPC). No obstante, la SET remarcó que el problema informático fue subsanado y aseguró que no postergará los plazos del calendario perpetuo de liquidaciones. No obstante, la presentación del libro Aranduka sí se pospuso para junio.

ALCANCE. En este marzo deben pagar el IRP todos aquellos contribuyentes que en el 2019 tuvieron ingresos anuales iguales o superiores a los 36 salarios mínimos en vigencia el 1 de enero, lo que representa G. 76.052.232.

La tasa del gravamen es 10% cuando los ingresos anuales superan los 120 salarios mínimos; mientras que si no sobrepasan ese monto es del 8%. Estos aranceles se abonan sobre el saldo que resulte de las deducciones admitidas.

Los contribuyentes deben liquidar todavía según la Ley 4673/12 y la reglamentación emitida a fines del 2018. En ese sentido, las disposiciones indican que ya no podrán deducirse artículos de lujo y las inversiones hechas en acciones o en aportes de capital solo podrán ser descontadas en un 50%.

La nueva ley aprobada a fines del año pasado entra a regir recién para el pago del 2021, con lo cual, para estar dentro del régimen, se debe tener ingresos anuales de por lo menos G. 80 millones.