);

 

La Confederación de la Clase Trabajadora dijo que irá a huelga general de trabajadores, si el Gobierno continúa sin cam­biar su postura. Al respecto, el representante de este gremio de trabajadores Julio López indicó que, ante la profunda crisis política, producto de la inoperancia, la corrupción y la criminal política económica y sanitaria del Gobierno, les ha obligado a sacar un comuni­cado en apoyo a la moviliza­ción popular.

Asimismo, suman su voz de reclamo para que este gobierno dé un paso al costado, así como también exigen la urgente pro­visión de medicamentos e insu­mos a los hospitales. “Denun­ciamos la criminal desidia de no garantizar las vacunas para la población paraguaya. Según datos estadísticos, en la región, nuestro país es el único país que prácticamente aún no está poniendo las vacunas para la población”, expresó.

Indicó que toda esta crisis sanitaria se está dando en medio de una difícil situación que está pasando la clase tra­bajadora, que vive suspensio­nes, despidos masivos, falta de apoyo a las mypimes, lo cual muestra la profundización de la crisis económica que ter­mina pagando este sector.

“El hartazgo e indignación que se están dando de parte de los jóvenes, de los secto­res populares, y del pueblo en su conjunto, porque las manifestaciones que se están dando son la expresión de ese hartazgo; a lo que se suma el cansancio de soportar el robo escandaloso, la corrup­ción que tiene como actores a principales exponentes de este gobierno, y lejos de hacer algún tipo de justicia, lo que se ve es el grosero manto de impunidad”, comentó.

Asimismo, indicó que la Con­federación de la Clase Traba­jadora invita a las otras orga­nizaciones sindicales a una mesa de trabajo para “coor­dinar acciones y discutir un plan de emergencia y si los rumbos no cambian, pon­gamos en perspectiva una huelga en general”. Si bien, no planteó una fecha espe­cífica, pero dijo que se esta­ría trabajando con las otras organizaciones.

“Estamos llamando a coor­dinar las luchas con las con­signas de que se vaya todo el gobierno de Marito, la mafia cartista y el llanismo. Es hora de que la clase trabaja­dora irrumpa también en el escenario político y así como somos capaces de producir la riqueza del país, demos­trar que somos capaces de administrar políticamente el Estado”, dijo.