);

Desde la Coordinadora de Organizaciones Campesi­nas e Indígenas anunciaron ayer que esperan entre 4 a 5 mil labriegos que llegarán desde varios puntos del país, exigiendo la salida del presi­dente de la República, Mario Abdo Benítez, así como el vicepresidente, Hugo Veláz­quez. De hecho, ayer comen­zaron a llegar a la capital del país los primeros contingen­tes provenientes desde Ciu­dad del Este, así como del departamento Central; ade­más, en todas las cabeceras departamentales también estarán movilizando las dis­tintas organizaciones cam­pesinas.

Señalan que el año pasado se le dio un gran voto de con­fianza, aprobando un millo­nario endeudamiento del Estado, para que se pueda preparar el sistema sanita­rio, pero a un año, los hospi­tales están saturados en la peor etapa de la pandemia con escasez de medicamen­tos. Indicaron que el hecho del rechazo del juicio polí­tico no significa que el pueblo paraguayo acepte quedarse y morir en sus casas.

Al respecto, Ramón Medina informó que, en la capital, los grupos campesinos se esta­rán concentrando en las pla­zas del microcentro, y desde ahí saldrán a marchar por las calles, todos los días. “Esta­remos reclamando la reac­ción del presidente y vice­presidente de la República, y de todos los actores polí­ticos. Creemos que los par­tidos de la oposición y del oficialismo tienen la opor­tunidad histórica de frenar este caos, esta crisis polí­tica, y abrir un nuevo esce­nario para dar oportunidad a la gente de enfrentar a esta pandemia. Evidentemente se ha perdió toda autoridad polí­tica”, expresó el integrante de la coordinadora.

FG APOYA LA DESTITUCIÓN

El senador Hugo Richer sos­tuvo ayer que el Frente Guasu apoya las manifestaciones para la destitución o renuncia de los integrantes del Poder Ejecutivo. Afirmó que desde el inicio de las movilizaciones ciudadanas han tenido esta postura y la mantienen, y que no es secreto para nadie. Res­pecto a la llegada de los cam­pesinos a la capital, están rei­vindicando la misma línea de propuesta del Frente Guasu.