);

 

El presidente de la República confirmó ayer que para este jueves se espera la llegada de unas 20.000 dosis de la vacuna Sputnik V. En ese sentido, indicó que Paraguay compró un millón de unida­des y hasta ahora recibió solamente 4.000. En tanto que las 64.000 vacunas vía Covax se espera que lleguen a fines de abril.

El jefe de Estado realizó el anuncio en el Palacio de López, donde explicó que además de la carga que llegará, se espera otra partida importante de este mismo laboratorio ruso para fin de mes. “Nuestro país ya pagó por un millón de dosis al Fondo Ruso, pero hasta el momento recibió apenas 4.000”, precisó el mandatario.

En cuanto al mecanismo Covax, Abdo comentó que la semana pasada conversó con la directora de OPS, a quien le solicitó mayor celeridad en la entrega de vacunas. El mismo reclamo hicieron el canciller Euclides Acevedo y el ministro de Salud, Julio Borba. En tanto, que la res­puesta fue un compromiso de una carga para fines de abril de 64.000 dosis que debían llegar en febrero y remitir otras partidas de 100.000 en mayo para posteriormente ir regularizando.

VACUNAS INDIAS

Asimismo, el presidente Abdo recordó que están aguardando la certificación de las agen­cias de vigilancia de la salud de México o de Argentina para comenzar a aplicar las vacu­nas Covaxin de la India. Indicó que, de haber respuesta posi­tiva, también se avanzará en la compra de 2 millones de uni­dades de Covaxin.

En cuanto a las vacunas de Moderna, se recibirán en con­cepto de donación 400.000 de parte de Qatar y parale­lamente se adquirirán otras 400.000. Abdo precisó que las negociaciones finaliza­rían esta semana. Igualmente se planea la compra de vacu­nas de Pfizer. Inicialmente 200.000, que podrían llegar a 500.000.

APUESTA A LA CONCIENCIA

En otro momento de la con­ferencia de prensa, el presi­dente Mario Abdo recono­ció que la actual situación epidemiológica por el covid-19 es grave, pero mencionó que las últimas medidas restrictivas demostra­ron cierto descenso en los números. Por esta razón, señaló que apuestan por la conciencia ciudadana para no ir de momento a una cuarentena total, así como exigen los médicos desde ayer, al conocerse el nuevo decreto que flexibi­lizó varias medidas.

“Podemos autorregular­nos. Si de 1.800 casos diarios pasamos a 2.500 significa que estamos mal. Si baja significa que estamos mejor. Es una manera para que la ciudada­nía pueda hacer una evalua­ción diariamente sobre cómo está la dinámica de propaga­ción del virus”, expresó.